Lo que vivimos de niños nos influye en el futuro

Lo que aprendemos de niños influye en la clase de persona en que nos convertimos, es fundamental que los padres u adultos que están criando y educando,  fortalezcan su  autoestima. Éste será el camino para el éxito personal futuro, de allí se nutre la confianza en si mismo, ” yo puedo”.

El comportamiento de los niños pequeños reflejan las emocione  y sentimientos de los adultos que los rodean. Las emociones reprimidas de los padres se convierte en una carga para los hijos , quienes expresan esos sentimientos mediante la rebelión. Lo que ven los padres  son sus propios sentimientos y emociones manifestados por sus hijos.

Reflexiones sobre nuestro viaje por la vida

Ningún niño nace agresor, ninguna niña nace víctima.  Son comportamientos que se aprenden.  De allí la importancia de que el adulto se conozca interiormente para modificar palabras y acciones, poder reemplazar una palabra negativa por positivas,  esto ayuda a desarrollar la autoestima personal, por ende genera cambios de conductas positivos reflejándose    en el trato y vinculo con los demás, entre ellos los hijos!!!

de ¡VIVIR! de Louse L. Hay

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *